Noticias

12 de mayo de 2018

Comodoro: parazo petrolero

Paro petrolero frente al avasallamiento de San Antonio International apoyada por las operadoras y el gobierno de Macri

La perforadora San Antonio International (SAI.), contratista de PAE, YPF SA, Tecpetrol, rompe la conciliación obligatoria (producto de un conflicto y paros reclamando haberes no pagados desde hace dos años), desconociendo acuerdos logrados por los trabajadores petroleros, y consigue a través del abogado Ferreyra de las Casas que una jueza laboral declare el embargo contra las cuentas del Sindicato Petrolero Chubut por 24 millones de pesos, además de prohibir el ingreso a las bases a los delegados y miembros de comisión directiva. La empresa San Antonio abiertamente apoyada por las operadoras imperialistas, al amparo de la política del gobierno de Macri, pretende avasallar con los derechos de los petroleros, su organización sindical, sus delegados, para barrer con las conquistas laborales y sociales conseguidas en tantos años de duras luchas, para beneficiar a los Bulgheroni (PAE), Rocca (Tecpetrol), etc.

En momentos que el precio del barril Brent llegó a los 77 dólares, máximo en 4 años, y la brutal devaluación de Macri llevó el dólar a 24 pesos…

Ante esta situación, el miércoles 9 se convoca de urgencia al Plenario de Delegados de Petroleros Chubut, y ante la decisión de los delegados de San Antonio de iniciar la retención de servicios desde las 12 horas, uno por uno los delegados de las distintas empresas se solidarizan con ellos, y se decide iniciar el Paro total sin subir a yacimientos desde las 20 horas, hasta las 20 horas del jueves.

 

En el Plenario los delegados de todas las empresas petroleras decidieron apoyar a los trabajadores y representantes de San Antonio y comisión, juntos tomaron la decisión de parar a partir de las 20 hs y por 24 horas todos los yacimientos para frenar el avance de las empresas y operadoras sobre los derechos de todos a riesgo del descuento del día de paro , pero para poder demostrar unión y fortaleza se decidieron a luchar y devolver el golpe a los empresarios que quieren ver al trabajador petrolero de rodillas.

Se decidió también informar en los cruces de ruta 3 y 26 y en ruta 3 y 39, ingresos a los yacimientos de zona sur y zona norte, a todos los compañeros la decisión de paro general a partir de las 20 horas.

El Paro es masivo y contundente, inmediatamente el Ministerio de Trabajo de Triaca dictó la conciliación obligatoria entre el Sindicato Petrolero y las Cámaras petroleras CEPH y CEOPE, ya “Que el conflicto colectivo de trabajo planteado es de extrema gravedad por las características de la actividad de que se trata”, como si no fuera de extrema gravedad avasallar los derechos de los trabajadores y su organización sindical… y en el punto 4º establece: “Intímase a las Cámaras mencionadas y por su intermedio, a las empresas por ellas representadas, a los fines del presente conflicto, a suspender todas las medidas dispuestas con relación al personal involucrado y a abstenerse de tomar represalias de ningún tipo con el personal representado por la organización sindical ni con ninguna otra persona, en relación al diferendo aquí planteado.” Retrotrayendo a la situación previa al ataque de San Antonio y el gobierno.

Sabiamente los trabajadores supieron explotar la contradicción entre San Antonio y todas las operadoras de yacimiento, ya que al ser total y masivo el paro afectó a todas las empresas.

Inmediatamente llego la solidaridad de los sindicatos petroleros de Santa Cruz, de la Cuenca Austral, así como de los Jerárquicos Petroleros de Mendoza y Salta. Asimismo, se solidarizaron la Agrupación Petrolera “René Salamanca” de la CCC, el PTP y el PCR.

El miércoles al mediodía, el Sindicato Petrolero acató la conciliación, por 15 días hábiles, y se estableció una reunión de las partes en la sede central del Ministerio de Trabajo en Alem 650, piso 18, CABA, el próximo miércoles 16.

Este triunfo parcial de los petroleros chubutenses, en la lucha contra las pretensiones de las empresas como San Antonio, las operadoras y el gobierno de Macri de barrer con los derechos de los petroleros, que dejan la vida en los pozos, chocó con la decisión y la unidad de los trabajadores y sus delegados que no están dispuestos a tantos avasallamientos.

Urge no bajar los brazos, realizando Asambleas en todos las empresas y sectores y unir la lucha petrolera, fortaleciendo el Cuerpo de Delegados, uniéndonos a la de todos los gremios estatales y movimientos sociales, y demás sectores populares en una gran Multisectorial, a través de la convocatoria a un Gran Plenario de Delegados de todos los sectores, siguiendo el camino del histórico Astillero Río Santiago, para pararle la mano a la política de Macri y las petroleras imperialistas.

 

Corresponsal