Temas Ideológicos

Las libertades democráticas y el sufragio universal han sido grandes conquistas de la lucha obrera y popular, y no regalos de la burguesía.
No obstante, aunque emplee formas democráticas de gobierno, la burguesía mantiene el control del Estado y lo fortalece en su beneficio. En la época actual, de los monopolios y el imperialismo, cuando ha visto peligrar su dominación, no ha vacilado en apelar al terrorismo abierto, el fascismo.

La democracia burguesa

Temas Ideológicos

Con la división de las sociedades en clases contrapuestas surgió el Estado como aparato de dominación de unas clases sobre otras. La humanidad pasó del esclavismo al capitalismo actual, con revoluciones y cambios violentos en el dominio de unas clases sobre otras, surgiendo nuevas clases y nuevos tipos de Estado, más complejos, pero que sirven al mismo fin. En esta nota nos referimos a la formación social que sucedió a la destrucción del esclavismo, que también cubre siglos de historia de la humanidad, con una enorme variedad de formas económicas y políticas: el feudalismo.

El feudalismo

Temas Ideológicos

Para los economistas burgueses modernos hay cuatro agentes de producción (empresarios, capitalistas, terratenientes y trabajadores) que personifican  cuatro factores “naturales” de la producción (gestión, capital, tierra y trabajo), con cuatro remuneraciones diferentes e independientes entre sí (beneficio, interés, renta y salario). También hay algunos que hacen desaparecer los terratenientes, considerando la tierra como un capital y la renta como su interés. Carlos Marx, en su obra El Capital, demostró que éstas eran formas distorsionadas de la realidad, que ocultaban las verdaderas relaciones de un proceso de producción, no natural sino social e históricamente determinado: el proceso capitalista de producción; o, en otras palabras, el proceso de explotación del trabajo asalariado.

Ganancia, renta y salario

Temas Ideológicos
En las sociedades capitalistas el salario aparece como la retribución del trabajo, así como la ganancia del capital y la renta como retribución de la tierra. Sin embargo esas apariencias encubren las verdaderas relaciones de explotación. El misterio se devela si observamos que, en realidad, lo que se compra y se vende en el capitalismo no es el trabajo sino la fuerza de trabajo. Aún cuando se pague un salario

Salario y fuerza de trabajo

Temas Ideológicos
En la nota anterior nos referimos a las distintas formas que tienen los capitalistas para aumentar sus ganancias, sea aumentando el número de obreros que ocupan, sea aumentando su explotación. Esto último pueden lograrlo en términos absolutos (prolongando la jornada de trabajo) o en términos relativos (disminuyendo el tiempo necesario para reproducir el valor de la fuerza de trabajo). En esta nota nos ocuparemos de los métodos para aumentar la plusvalía en forma relativa.

Los métodos de explotación

Temas Ideológicos
En la nota anterior nos referimos a las distintas formas que tienen los capitalistas para aumentar sus ganancias, sea aumentando el número de obreros que ocupan, sea aumentando su explotación. Esto último pueden lograrlo en términos absolutos (prolongando la jornada de trabajo) o en términos relativos (disminuyendo el tiempo necesario para reproducir el valor de la fuerza de trabajo). En esta nota nos ocuparemos de los métodos para aumentar la plusvalía en forma relativa.

Los métodos de explotación

Temas Ideológicos
Muchas veces se dice de tal o cual gobernante, de aquí o de otro lugar, que es un fascista. Los marxistas discutieron mucho este problema, en el siglo pasado. El resumen de estos debates lo hizo el gran dirigente comunista búlgaro, Jorge Dimitrov, en 1935. El texto fue publicado bajo el título “El fascismo y la clase obrera”. Del mismo extraemos el siguiente párrafo.

El carácter de clase del fascismo

1 26 27 28 29 30 31